Expertos MICE de las OET de Frankfurt, Londres y París, hablan de la coyuntura de sus mercados frente al Covid-19

Durante la jornada del 21 de abril, el Spain Convention Bureau (SCB) realizó un webinar dedicado a la “Coyuntura de los principales mercados maduros frente al COVID 19”. 

En el marco de continuar aportando conocimiento a los destinos asociados al SCB sobre el contexto actual, se celebró una mesa redonda virtual donde participaron expertos en turismo MICE de las Oficinas Españolas de Turismo (OET) en:

  • Frankfurt: Julio López Astor, Director OET
  • Londres: Mónica Sánchez. Técnico de la OET
  • París: Adey Luís Valdivia. Técnico de la OET

 

El seminario tuvo una gran acogida, siendo atendido por 70 técnicos de los destinos asociados.Estos recibieron información sobre la situación actual de los tres mercados, las medidas que se están adoptando en cada país en estas circunstancias y más en concreto en el sector turístico, así como las percepciones generalizadas de la evolución en los tres países.

En lo que se refiere al análisis global del escenario presente, se comentó que en Francia una de las regiones más afectadas es el área de París y también la zona este del país, con una situación que todavía está lejos de la inmunidad colectiva y con una previsión de que el confinamiento se alargue más allá del anunciado día 11 de mayo.

En lo que se refiere a Reino Unido, actualmente es el sexto país con más infectados y la zona más afectada es Londres y su área metropolitana, donde también hay problemas de desabastecimiento como en muchos países del entorno europeo.

En Alemania se han adoptado medidas de distanciamiento social más que de un confinamiento exhaustivo. La situación, dentro de la gravedad, arroja algo más de optimismo que en otros países debido a que su cifra de curados es mayor que la de casos activos.

En general, las medidas de los tres países son ligeramente más permisivas que las españolas, pudiendo salir a ciertas horas del día con una declaración jurada a través de una app en el caso de Francia, a hacer deporte y salir a los parques en Reino Unido, e incluso toda la unidad familiar junta como es el caso de Alemania.

En los tres mercados protagonistas del análisis, la incertidumbre es clara en lo que al sector MICE se refiere, donde la situación requiere una actitud de “wait and see” pero sin dejar de estar activos y apostar por la recuperación del sector.

En Francia, todos los establecimientos turísticos permanecerán cerrados hasta la segunda quincena de julio, y eventos como el “Pure Meetings” ha aplazado su segunda edición a septiembre. A su vez, el “Heaven Meetings & Events” ha trasladado por el momento su celebración de julio a septiembre. La percepción general, es que la tesorería de las empresas del sector aguantará hasta mayo, pasado este tiempo probablemente la situación resulte más dramática.

En Alemania, hasta finales de agosto no estarán permitidos los grandes eventos, cuyo aforo todavía está por definir. Ya se ha anunciado la cancelación de la “Oktoberfest” prevista para octubre y, por supuesto, de los festivales de verano, así como el aplazamiento de otros importantes encuentros para últimos de septiembre.

En Reino Unido aún no se sabe cuándo se reactivarán sus eventos aplazados. Se habla de la posibilidad de dar soluciones digitales para la celebración de ciertos encuentros que lo permitan.

Según los ponentes, el impacto económico que supone la paralización del sector requiere tomar de medidas inminentes y de gran envergadura para garantizar el futuro del sector. 

En Francia, según informaciones del Ministerio de Economía, se prevé un decrecimiento del 8% en el PIB. Se habla de 2.5 millones de personas afectadas de manera directa e indirecta por la paralización del sector, siendo éste uno de los que más está sufriendo por la actual crisis sanitaria. Muchos empleados se encuentran en paro parcial, y a los propietarios de las empresas se les permite aplazar pagos o solicitar ayudas bajo ciertos requisitos. Se espera un plan de ayudas específicas que va a lanzar el gobierno, cuya reunión para la fijación de las condiciones está prevista para el próximo 28 de abril.

En el caso de Alemania, se han cerrado las fronteras con Holanda, Suiza, República Checa y Polonia, no así con Francia y Bélgica. Ésta, junto a otras medidas restrictivas, supondrá un descenso del PIB de un 4.2%, aunque se vaticina una recuperación importante para 2021 del 5.7%.

Los grandes turoperadores especializados están pasando situaciones críticas, la facturación de las agencias de viajes ha caído un 81% y más de 1500 empresas han suspendido su actividad.

Por el momento, en Alemania se ha habilitado un fondo de 50.000 millones de euros para conceder créditos que aporten liquidez a las pymes para compensar el cierre obligatorio de los negocios. Se ha aprobado también la posibilidad de que el gobierno se haga cargo de las dos terceras partes de los sueldos de los ERTEs en los próximos 12 meses.

Según ABTA (Association of British Travel Agents) que aglutina TTOO y agencias, las medidas que ha tomado el gobierno de Reino Unido no serán suficientes para evitar el cierre de los negocios. Según algunos estudios, en los próximos tres meses cerca de un 60% de las empresas MICE podrían dejar de operar. Por ello, más de 140.000 profesionales ya han solicitado al Gobierno, a través de las diferentes asociaciones que están siendo muy proactivas, que se tomen medidas en aspectos como exención de impuestos, moratorias fiscales, y créditos para autónomos y contratados. En concreto en el sector MICE, se está dando mucha formación, hablando con la industria y recopilando inteligencia de mercado para afrontar la situación venidera.

El último tema abordado en la mesa, hizo alusión a la percepción de España en los medios de comunicación de los tres mercados participantes.

España es percibida como uno de los países más afectados por la pandemia, ocupando los primeros puestos en el ranking de noticias junto a Italia y EE.UU. Los medios de comunicación trasladan las medidas restrictivas de confinamiento que está viviendo la población española, se alaba la calidad de la práctica sanitaria del colectivo médico español, así como la solidaridad de los ciudadanos hacia ellos. Mencionar, por ejemplo, apareció la foto de dos enfermeras españolas abrazándose.

Desde Francia, se elogia la ayuda sanitaria y militar recibida en España. En Alemania se hace mucha referencia a Mallorca, destino preferido para los alemanes en su periodo vacacional, y se especula cuándo volverá a estar activo para ir de vacaciones.  Reino Unido por su parte, también da protagonismo a las enfermeras españolas en los medios, que recientemente en han sido portada de “The Guardian”, y se mencionan los esfuerzos que se están haciendo por parte de las infraestructuras de algunos destinos españoles para adaptarse a los nuevos cambios de la industria, también ponen el foco en cuándo se podrá volver a disfrutar de Benidorm.

Por el momento, una vez que se levante el confinamiento, parece ser que la mayor parte de las empresas del sector no permitirán viajar a sus empleados por trabajo o negocios a escala internacional, apostando más por organizar eventos nacionales y de proximidad.

Muchas fronteras se mantendrán cerradas hasta que concluya la situación de alerta sanitaria y las grandes ferias no comenzarán a celebrarse hasta que los gobiernos sientan la seguridad de no exponer a sus participantes a un contagio masivo. En Francia, el grupo Accor ya ha anunciado que está estudiando la posibilidad de lanzar un sello junto con Bureau Veritas que permita a los clientes dar cierta seguridad y en España también han publicado los medios de comunicación iniciativas en ese sentido.

Como conclusión, se puede afirmar que, en los tres países, al igual que en España, existe un escenario de incertidumbre en el que aún es pronto para saber con certeza lo que acontecerá en un futuro cercano. No obstante, la percepción generalizada es que el sector turístico y el turismo MICE va a hacer todo lo posible para acelerar su recuperación.